Cómo reforzar muros y estructuras

Toda estructura es el elemento esencial de cualquier construcción, por lo tanto que esta esté reforzada es básico para la seguridad y debe ser considerada como una de las prioridades más vitales. De hecho, las estructuras reforzadas con materiales de acero como la malla electrosoldada o la varilla pueden ayudar a cumplir dicha función de forma adecuada.

Razones para reforzar las estructuras de un edificio

El simple paso del tiempo, el deterioro natural de los materiales e incluso la humedad, o incluso ciertos eventos o fenómenos naturales son razones suficientes para reforzar un edificio.  

Entre los beneficios de reforzar un edificio, están que aumentamos la vida útil y además garantizamos la seguridad de las personas que ahí habitan o trabajan. 

En otras ocasiones, dichos refuerzos pueden tener objetivos estéticos, y aunque también brindan seguridad y mayor resistencia, también se busca renovar el aspecto de forma innovadora o agradable.

Antes de realizar cualquier tipo de reforzamiento, debemos realizar una vigilancia que nos permita identificar qué áreas necesitan ser reforzadas, construidas o reconstruidas. Otras razones para realizar reforzamientos:

  • Fallas en el diseño.
  • Corrección de errores en la fase de cimentación.
  • Detección de cargas de peso excedentes.
  • Humedad o desgaste.
  • Oxidación o corrosión en los materiales.
  • Grietas o daños posteriores a un fenómeno como un sismo.

A continuación te presentamos dos técnicas de reforzamiento de estructuras:

Técnicas de reforzamiento estructural

Cómo reforzar un muro con malla de acero

Para reforzar un muro de mampostería podemos hacerlo utilizando Malla Electrosoldada, esta debe ser colocada en todas las caras del muro  que se busca reforzar. Para colocar la malla, esta debe ser fijada con clavos y amarres de Alambre Recocido por encima del ladrillo.

Posteriormente, la estructura debe ser cubierta con una mezcla de agua, arena y concreto, con un espesor máximo de 1 ó 2 mm. Se debe aplanar a fin de generar una superficie lisa y posteriormente puede ser cubierta con elementos estéticos.

Cómo reforzar columnas o castillos

Habilitar una columna o castillo es una forma de reforzar las estructuras y es primordial considerarlo, pues estás son de las áreas que más soportan el peso de un edificio y aquí es donde se reparte el efecto de la gravedad.

Para el armado o habilitado de columnas se utiliza Barra Corrugada o Varilla de acero, en combinación con Acero Figurado y Alambre recocido, generando estructuras rectangulares. Por otro lado, dependiendo  de la cantidad de peso a soportar, siempre se debe considerar un mayor grosor de varilla.